Pirke Avot (Perek 1:5)

3 agosto, 2010

“Deja que tu casa esté abierta ampliamente y deja que los pobres sean parte de tu familia.” Rabbi Iosi ben Iojanán (Avot 1:5)

No alcanza con sólo recibir a los necesitados en tu hogar. Debes demostrarles una amistosa hospitalidad para que no se sientan avergonzados y, aún más, que se sientan como en su propia casa.


Pirke Avot (Perek 4:1)

3 agosto, 2010

“A quién se considera un hombre sabio? Al que aprende de todos.” Ben Zomá (Avot 4:1)

Junto con la educación que tu recibes de la sabiduría de otros está también la lección que ganas de cualquier encuentro con otra persona. Si vez una positiva cualidad en el otro te inspirará para emularlo. Si vez algo no correcto en el otro te producirá rechazo y serás cuidadoso en alejarte de él y evitarlo. También puedes aprender mucho de los cumplidos de tus amigos y de la crítica de tus enemigos. Si se te adjudica una cualidad que realmente no tienes harás lo posible para desarrollarla en función de ser merecedor de esa admiración. Escucha cuidadosamente la crítica de tus enemigos y aprenderás mucho sobre los defectos que tienes que mejorar.

Tiferet Israel

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 170 seguidores

%d personas les gusta esto: